Blau y su sarro

Hace unos días  noté que Blau se quejaba cuando le tocaba el cuello o alguno de los otros perros, jugando, le mordía por la zona del morro. Blau es un cachorrote de doce años y 30 kg, bruto y atolondrado pero muy noble, con problemas de sarro en los dientes. Al llegar al veterinario, por la edad de Blau, nos recomendó no utilizar anestesia y el pobre tuvo que soportar la limpieza bucodental. La verdad es que se portó fenomenal, tanto que la veterinaria se sorprendió muchísimo.

bLAU-VETERINARIO

El problema del sarro se puede tratar de varias maneras: de forma preventiva o de forma médica.

Pese a todas las prevenciones que tenemos con nuestros perros: pienso de bola grande, juguetes o mordedores especiales para dientes, sticks dentales, pan duro, cepillarles los dientes… hay perros más propensos que otros a padecer sarro. Por eso al final tuvimos que llevar a Blau al veterinario para una limpieza bucodental. De los cinco perros que tenemos solo Lluna se deja cepillar los dientes.

Problemas que puede producir la acumulación de sarro:

  1. Gingivitis
  2. Mal aliento
  3. Pérdida de dientes
  4. Cambio en su forma de comer
  5. Apatía

 

Al final todo fue bien y ahora Blau vuelve a tener una sonrisa estupenda.